Ginecología y Obstetricia de México, en conjunto con Nieto Editores, es un grupo editorial especializado en la edición de revistas y libros médicos. Su equipo lo integran: editores médicos, especialistas en metodología de la investigación, bioestadística, redactores de textos médicos, diseñadores gráficos y de páginas Web, comunicadores y vendedores de medios.  Nuestro equipo asesora a los médicos interesados en la publicación de sus investigaciones para que sus textos reúnan todos los requisitos que exigen las revistas de más alto impacto.  Nieto Editores entiende que el valor de una revista no está sólo en su gran tiraje impreso en papel, sino en su colocación en los sitios más consultados que albergan a las revistas indexadas o en proceso de indexación.  Las marcas de productos farmacéuticos que patrocinan esta opción de actualización médica continuada tienen alto poder de recordatorio de marca porque sus contenidos son consultados las 24 horas del día y en cada inicio de consulta de una revista y de un artículo hay, por lo menos, dos recordatorios de marca.  Nieto editores cuenta con un sólido equipo de traductores de español a inglés para las revistas con edición simultánea en ambos idiomas.  Nieto editores cuenta con la infraestructura y experiencia suficientes para organizar: consensos, guías de práctica clínica, simposios y mesas redondas entre los especialistas más destacados.

.
Información exclusiva para los profesionales de la salud

Malformación arteriovenosa uterina congénita. Presentación de un caso con hemorragia uterina masiva


Ginecol Obstet Mex. 2018 abril;86(4):272-280DOI: https://doi.org/10.24245/gom.v86i4.1675

Marco Antonio Ávila-Vergara,1,2 Elka Mirelle Araujo-Sánchez,3 Lucía Zatarain-Bayliss,Alejandra Camacho-Ureta,5 Karen Rodríguez-Angulo,5 Felipe Vadillo-Ortega6,7,8

Médico Adscrito, Departamento Clínico de Ginecología y Obstetricia, Hospital General Regional 1, Instituto Mexicano del Seguro Social, Culiacán, Sinaloa, México.

2 Profesor de Clínica de Ginecología y Obstetricia, Facultad de Medicina, Universidad Autónoma de Sinaloa, Culiacán, Sinaloa, México.

3 Jefe del Departamento Clínico de Ginecología y Obstetricia, Hospital General Regional 1, Instituto Mexicano del Seguro Social, Culiacán, Sinaloa, México.

Médico radiólogo intervencionista, Hospital Civil de Culiacán, Culiacán, Sinaloa, México.

Médico residente de la especialidad en Ginecología y Obstetricia, Hospital General Regional 1, Instituto Mexicano del Seguro SocialCuliacán, Sinaloa, México.

Unidad de Vinculación de la Facultad de Medicina, Instituto Nacional de Medicina Genómica, Universidad Nacional Autónoma de México, Ciudad de México.

7 Perinatology Research Branch, Program for Perinatal Research and Obstetrics, Division of Intramural Research, Eunice Kennedy Shriver National Institute of Child Health and Human Development, NICHD/NIH/DHHS, Bethesda, Maryland, and Detroit, Michigan, USA.

Department of Obstetrics and Gynecology, Wayne State University School of Medicine, Detroit, Michigan, USA.

Resumen

ANTECEDENTES: Las malformaciones arteriovenosas uterinas son raras y un diagnóstico diferencial poco considerado.

CASO CLÍNICO: Paciente de 27 años que acudió a urgencias debido a hemorragia uterina abundante y abrupta, con alteración del estado hemodinámico. Antecedentes personales: malformaciones en el sistema vascular. Con base en estudios de imagen se diagnosticó una malformación arteriovenosa uterina que, por sus antecedentes, se consideró congénita. Con el propósito de disminuir los riesgos de la histerectomía y conservar la fertilidad se indicó tratamiento conservador con embolización arterial transcatéter del sistema arteriovenoso uterino afectado, con gelfoam.

CONCLUSIONES: La malformación arteriovenosa uterina es una posible causa de hemorragia uterina masiva; por tanto, debe considerarse en casos con antecedentes relevantes. Hay opciones de tratamiento que detienen la hemorragia y preservan la capacidad reproductiva. Para esto es preciso contar con un equipo multidisciplinario que identifique el sitio del defecto y aplique, de forma dirigida, la embolización arterial transcatéter de los vasos uterinos.

PALABRAS CLAVE: Malformación arteriovenosa; congénita; hemorragia uterina; diagnóstico diferencial; histerectomía; sangrado uterino.

Congenital uterine arteriovenous malformation. A case of massive uterine hemorrhage.

Ginecol Obstet Mex. 2018 April;86(4):272-280DOI: https://doi.org/10.24245/gom.v86i4.1675

Marco Antonio Ávila-Vergara,1,2 Elka Mirelle Araujo-Sánchez,3 Lucía Zatarain-Bayliss,Alejandra Camacho-Ureta,5 Karen Rodríguez-Angulo,5 Felipe Vadillo-Ortega6,7,8

Médico Adscrito, Departamento Clínico de Ginecología y Obstetricia, Hospital General Regional 1, Instituto Mexicano del Seguro Social, Culiacán, Sinaloa, México.

2 Profesor de Clínica de Ginecología y Obstetricia, Facultad de Medicina, Universidad Autónoma de Sinaloa, Culiacán, Sinaloa, México.

3 Jefe del Departamento Clínico de Ginecología y Obstetricia, Hospital General Regional 1, Instituto Mexicano del Seguro Social, Culiacán, Sinaloa, México.

Médico radiólogo intervencionista, Hospital Civil de Culiacán, Culiacán, Sinaloa, México.

Médico residente de la especialidad en Ginecología y Obstetricia, Hospital General Regional 1, Instituto Mexicano del Seguro SocialCuliacán, Sinaloa, México.

Unidad de Vinculación de la Facultad de Medicina, Instituto Nacional de Medicina Genómica, Universidad Nacional Autónoma de México, Ciudad de México.

7 Perinatology Research Branch, Program for Perinatal Research and Obstetrics, Division of Intramural Research, Eunice Kennedy Shriver National Institute of Child Health and Human Development, NICHD/NIH/DHHS, Bethesda, Maryland, and Detroit, Michigan, USA.

Department of Obstetrics and Gynecology, Wayne State University School of Medicine, Detroit, Michigan, USA.

Abstract

BACKGROUND: Uterine arteriovenous malformations are a rare condition, and the differential diagnosis is often not considered when massive uterine hemorrhage occurs.

CLINICAL CASE: A case of massive uterine hemorrhage is presented in a 27- year-old woman with medical history of vascular malformations. Imaging studies diagnosed uterine arteriovenous malformation (AVM), which by her medical history was considered congenital. The patient was treated with Gelfoam uterine arterial transcatheter vascular embolization (TAE), with the purpose of reducing the risks of hysterectomy and preserving fertility.

CONCLUSIONS: The uterine arteriovenous malformation is a possible cause of massive uterine hemorrhage; therefore, it should be considered in cases with a relevant background. There are treatment options that stop the hemorrhage and preserve the reproductive capacity. For this, it is necessary to have a multidisciplinary team that identifies the site of the defect and applies, in a targeted manner, transcatheter arterial embolization of the uterine vessels.

KEYWORDS: Congenital; Arteriovenous malformation; Uterine hemorrhage; Differential diagnosis; Hysterectomy; Uterine bleeding.

Correspondencia/correspondence

Marco Antonio Ávila Vergara

mavila_v@uas.edu.mx

DOI: https://doi.org/10.24245/gom.v86i4.1675




Deja un comentario