Ginecología y Obstetricia de México, en conjunto con Nieto Editores, es un grupo editorial especializado en la edición de revistas y libros médicos. Su equipo lo integran: editores médicos, especialistas en metodología de la investigación, bioestadística, redactores de textos médicos, diseñadores gráficos y de páginas Web, comunicadores y vendedores de medios.  Nuestro equipo asesora a los médicos interesados en la publicación de sus investigaciones para que sus textos reúnan todos los requisitos que exigen las revistas de más alto impacto.  Nieto Editores entiende que el valor de una revista no está sólo en su gran tiraje impreso en papel, sino en su colocación en los sitios más consultados que albergan a las revistas indexadas o en proceso de indexación.  Las marcas de productos farmacéuticos que patrocinan esta opción de actualización médica continuada tienen alto poder de recordatorio de marca porque sus contenidos son consultados las 24 horas del día y en cada inicio de consulta de una revista y de un artículo hay, por lo menos, dos recordatorios de marca.  Nieto editores cuenta con un sólido equipo de traductores de español a inglés para las revistas con edición simultánea en ambos idiomas.  Nieto editores cuenta con la infraestructura y experiencia suficientes para organizar: consensos, guías de práctica clínica, simposios y mesas redondas entre los especialistas más destacados.

.
Información exclusiva para los profesionales de la salud

Fístula útero-cutánea posterior a cesárea. Reporte de caso


Uterocutaneous fistula following cesarean section. A case report.

Ginecol Obstet Mex. 2018 noviembre;86(11):762-767. DOI: https://doi.org/10.24245/gom.v86i11.2447

Gabriel Gerardo García-Hernández, Sandra Yesenia Hernández-Pérez, Linda Carmín Jiménez-Ibáñez

1 Jefe del departamento de Ginecología, Hospital Regional de Alta Especialidad de la Mujer, Villahermosa, Tabasco.

2 Residente de cuarto año de Ginecología y Obstetricia, Hospital Dr. Gustavo A. Rovirosa Pérez, Villahermosa, Tabasco.

Resumen

ANTECEDENTES: El mecanismo más frecuente por el que se originan las fístulas útero-cutáneas es la cesárea, con una incidencia no mayor a 0.4%. El sangrado menstrual a través de la herida quirúrgica es un dato patognomónico. El diagnóstico puede establecerse mediante fistulografía, inyección transcervical de azul de metileno, tomografía computada contrastada, resonancia magnética o histerosalpingografía. En la actualidad el tratamiento de elección es la escisión quirúrgica del trayecto fistuloso, con o sin histerectomía.

CASO CLÍNICO: Paciente de 25 años, con antecedente de tres cesáreas; la última en febrero de 2018. Hallazgo transoperatorio: útero fácilmente sangrante y friable, con drenaje tipo Penrose en la fosa iliaca izquierda, que se retiró a las 72 horas. Acudió a consulta debido a un padecimiento de 22 días de evolución caracterizado por hipertermia, dolor pélvico y secreción fétida a través de la herida del drenaje previo. Durante el sangrado menstrual advirtió descarga por el sitio de la herida quirúrgica. En la exploración se observaron: cicatriz de drenaje del Penrose de aspecto granulomatoso y exudado purulento. Debido a que se sospechó un trayecto fistuloso útero-cutáneo se realizó una fistulografía con medio de contraste yodado no iónico y una tomografía. Se practicó fistulectomía con histerectomía. La paciente tuvo evolución clínica favorable.

CONCLUSIÓN: A pesar de que la fístula útero-cutánea es un problema realmente excepcional, aun así, debe considerarse después de la cesárea. El dato clínico patognomónico es el sangrado menstrual a través de la herida quirúrgica. El diagnóstico certero es preciso, con la demostración del trayecto de la fístula mediante fistulografía, inyección transcervical de azul de metileno, tomografía computada contrastada, resonancia magnética o histerosalpingografía.

PALABRAS CLAVE: Fístula; fistulografía; fistulectomía; histerectomía.

Abstract

BACKGROUND: Fistula is an abnormal communication between two epithelialized surfaces. Caesarean section is the most frequent cause of uterine-cutaneous fistula, with an incidence of no more than 0.4%. Menstrual bleeding through the surgical wound is an almost pathognomonic finding. The diagnosis can be made using fistulography, transcervical injection of methylene blue, computerized tomography with contrast, as well as magnetic resonance or hysterosalpingography. Currently, the treatment of choice continues to be the surgical excision of the fistulous tract with or without hysterectomy.

CLINICAL CASE: Female patient of 25 years of age with a history of three caesarean sections;; last in February 2018. As transoperative finding: uterus easily bleeding and friable leaving Penrose drainage to the left iliac fossa, which is removed 72 hours later. He came to the clinic for a condition of 22 days of evolution characterized by hyperthermia, pelvic pain and foul-smelling discharge through a previous drainage wound. When presenting menstrual bleeding, she sees discharge by surgical wound site. On examination: Penrose drainage scar of granulomatous appearance and purulent exudate, suspecting cutaneous uterus fistulous tract, so fistulography is performed with iodinated non-ionic contrast medium and tomography. We proceed to fistulectomy with hysterectomy. He is currently a patient with favorable clinical evolution.

CONCLUSION: Although the uterine-cutaneous fistula is a really exceptional problem, even so, it should be considered after the cesarean section. The pathognomonic clinical data is menstrual bleeding through the surgical wound. The accurate diagnosis is precise, with the demonstration of the path of the fistula by means of fistulography, transcervical injection of methylene blue, contrasted computed tomography, magnetic resonance or hysterosalpingography.

KEYWORDS: Fistula; Fistulography; Fistulectomy; Hysterectomy.

Correspondencia/correspondence

Linda Carmín Jiménez Ibáñez

linda.iba90@gmail.com




Deja un comentario